Cuidado de tatuajes

Cómo cuidar un tatuaje nuevo

Tu tatuaje nuevo es tu bebé. Cuídalo lavándolo con frecuencia con un jabón antibacterial y sin fragancias para evitar una infección. En general, el tatuaje tarda de 2 a 4 semanas en curar por completo, pero incluso después de que se cure, es importante mantenerlo limpio y humectado.


Consejos para el cuidado de tatuajes

  • Mantén tu tatuaje limpio y seco. Además, evita dejarlo en remojo por al menos un mes (las duchas están bien, las bañeras no). Si tu ropa llega a rasparlo, mantenlo cubierto.

  • Hidrata tu piel. Hidrata la piel tatuada de tres a cuatro veces por día durante las primeras semanas después de que se haya curado.

  • Recuerda usar una pantalla solar. Evita exponerte a la luz directa del sol. Los tatuajes curados, especialmente los de colores, se pueden decolorar al sol, por eso, cuando está completamente curado, asegúrate de que tu tatuaje, y por lo tanto, todo tu cuerpo, estén cubiertos por una pantalla solar con una protección de alto espectro (UVA y UVB) con un FPS de 30 o más y resistente al agua.


Cómo puede ayudar LUBRIDERM®

Los humectantes de Lubriderm devuelven la hidratación a la piel con una combinación de ingredientes que nutren y ayudan a suavizar y revitalizar la piel seca. 

Ayuda a la piel tatuada a mantener su mejor apariencia con LUBRIDERM® Daily Moisture Fragrance-Free Lotion. Sin fragancia, fortificada con vitamina B5 y humectantes esenciales de la piel. Esta fórmula, que brinda una sensación de limpieza no grasa, se absorbe en segundos y humecta por horas, de hecho, está clínicamente comprobado que humecta durante 24 horas.

DETALLES DEL PRODUCTO